domingo, 27 de agosto de 2017

Carmesí refrescante de sandía y limonaria




Este mes de agosto que ya va acabando me lo he disfrutado por completo porque pude estar más tiempo haciendo recetas, en medio de la calma vacacional de la mayoría de blogs, los pocos que seguimos, sigilosos vamos culminando este mes de agosto, donde la primavera empieza a verse por estos lados, un poco tímida los árboles comienzan a aparecer con sus lindas flores, los que más me gustan y que son muy famosos por acá son los Ipé que en esta ciudad priman los de color amarillo, los hay de color púrpura, rosa pálido, blancos, morados, en fin... Un árbol muy brasileño que en primavera es protagonista completo.


Esta entrada viene como compañera de la de ayer, la limonada de jengibre y pimienta de cayena, otra bebida súper fresca de Ching He Huang, esta vez la protagonista es la sandia y como por acá esa fruta es de casi todo el año, en medio de un clima seco y veraniego la mayor parte  del tiempo, porque el frío dura poco..., pues la sandía la traigo a colación el día de hoy y es que revisando en el blog recetas con sandía, de esta fruta no tenía todavía nada aún, siendo que sí la consumo bastante, solo que la manera en que más la disfruto es cortada en pedazos y sin más nada como chiquilla a comer pedazos de esta delicia llena de agua, deliciosa y dulce. La parte que más me gusta es la del centro por ser arenosa y dulce, sin embargo soy de las que se come todo con parte blanca incluida que también es muy rica. Revisando por la blogosfera, esta fruta hace parte de las frutas veraniegas del norte y quedo asombrada con la cantidad de ideas que han explotado en esas latitudes de esta fruta, que hasta asada la he visto..., así que esta vez, luego de ver aquella bebida de esta chef y ver que la complementaba con limonaria, tampoco me pude resistir y la preparé. (Sin embargo, debo decir que esta fruta la prefiero en pedazos, siento que se disfruta mucho más su sabor de esta manera, que cada bocado es como si fuera un algodón de azúcar cargado de agua). De las leyendas que esta delicia tiene en mi tierra, ni hablar..., y no sé si sean leyendas o no, pero lo mejor es comerla bien fresca, porque de lo contrario pierde sabor, textura y consistencia. 
Esta bebida conserva los mismos parámetros que la fruta fresca para mi gusto, es mejor una vez realizado este jugo, tomarlo de inmediato para disfrutar de su sabor, color y frescura.  


::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::
Tiempos}
  • Preparación: 10 minutos 
___________________________________________________________________________

Ingredientes:
Sandía, limonaria y hierbabuena
[ 2 vasos]

- 500 gr de sandía*
- 1/2 pepino
- 3 tallos de limonaria
- hojas de hierbabuena para decorar
- cubos de hielo

Los nombres por los que se le conoce a esta fruta, sandía, patilla, melón de agua..
___________________________________________________________________________




«PREPARACIÓN»

1. Cortar rodajas grandes de sandía y quitar sus semillas, luego cortar en cubos y reservar. 
2. Cortar la mitad de medio pepino y machacar los tallos de limonaria para extraer todo su sabor de delicioso pefume 
3. Licuar la sandia, con el pepino y los tallos de limonaria, servir con cubos de hielo, decorar con rodajas de pepino y hojas de menta.




Una bebida fresca, el sabor de la limonaria con el pepino y la sandia además de darle un color precioso, da como resultado una bebida antioxidante, perfecta para cuando estemos bajos de energía, para dolores musculares es excelente, e incluso para recuperar el cuerpo luego de una sesión de entrenamiento intenso. Así que brindo con un vaso de esta bebida deliciosa que sin duda, el cuerpo agradecerá siempre, mil veces mejor que cualquier bebida industrial. Por hoy no es más, les deseo un feliz domingo y buen inicio de semana. ^_^


***
*

***
*

Fuente de la receta acá
*****


Muchas gracias por pasar por éste rincón,
lleno de poesía de sabores, de sentimiento,
de pensamientos; que para muchos
son recetas conocidas,
para otros descubrimientos completos,
y para otros tantos, recuerdos de la infancia ó
remembranzas de algún instante especial
y para mí son todas estás y muchas más..,
entre nuevos retos que día a día me llevan a explorar
dotes que desconocía y que enriquecen mi alma, cuerpo y ser. 


Agradezco cada comentario y estaré atenta a las dudas que se presenten


···
_____________________________________________

Me encuentran en: 


Instagram   / Facebook  / Twitter  / Pinterest 

#poesiaculinaria   ·         @poesiaculinaria 

___________________________


[❤︎]

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

9 comentarios:

  1. Natalia, una fruta preciosa y la verdad es que sí nos la encontramos de todas las maneras hecha o acompañada, la ultima vez la hice acompañando sardinas. Unas imágenes preciosas como siempre. Me encantan esos vasos tuyos altos y tan años "60"
    Muchos besos y sigue disfrutando de esa incipiente primavera

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Patty yo sé, me asombra la cantidad de recetas que tienen por allá con sandía, generalmente por acá se consume en rodajas para comer fresca, pero me parece muy interesante y fascinante ver todas esas ideas y por supuesto probar. Los vasitos la verdad me gustaron montones y los compré para un batido muy al estilo malteada para un reto de cine con la película brillantina, jajajajjaja ^_^
      acá ya estamos en sequía O_O la lluvia no llega, a hidratarse mucho, en estas tierras de caña y planicies de San Carlos.
      Besos Patty

      Eliminar
  2. No conozco la limonaria, pero las sandías...uf, aquí en España se acaba el verano y las sandías poco a poco desaparecerán de las fruterías, y a mí me pierden, pero como tú, por lo general como las solemos consumir es como fruta, directamente, nos gustan tanto!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. la limonaria son unas hojas con tallos largos se le conoce como lemon grass, hierba de limón, se machacan los tallos para darle aroma y sabor a los platos, en este caso a esta bebida, este ingrediente es muy común en la cocina tailandesa. Pues las sandías de verdad que en la mejor forma de consumirla es en rodajas, cubos pedazos y sentir esa explosión de agua en la boca ^_^

      Eliminar
  3. Natalia, qué color tan bello tiene esta patilla. Me uno a tu gusto de comer esta fruta en trozos, así la disfruto muchísimo. Ahora que lo pienso, aquí casi no la he comido, pero en Venezuela es una fruta que siempre teníamos en casa.
    Este jugo que has hecho con pepino tiene pinta de depurativo total, me encanta!!
    Besitos y esperemos que la blogosfera se vaya poblando otra vez...!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí es verdad, por acá la sequía ya esta a tope..... necesitamos lluvia, la temperatura ya subio de nuevo y andamos pot los 30ºC y un poco más, es tan seco que a veces necesitamos mojar la nariz porque se puede venir la sangre cuando deja de llover por mucho tiempo, y para estos días hidratarse es fundamental, esta es una buena idea para depurar por completo ademas que el pepino es otra de esas maravillas cargadas de agua que refresca montones.
      Un beso para ti querida amiga

      Eliminar
  4. Para tí se acerca la primavera, y para nosotros el Otoño. Aunque yo me he pasado todo Agosto en el hemisferio Sur, así que ya no sé bien de qué estación vengo, o qué estación me toca, jajjaa.
    Una delicia esta bebida que propones. ¡Y preciosas las fotografías!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajjajja Rosalía, ese cruce de estaciones es una locura, apenas pueda me paso a ver tu viaje que de seguro trae maravillas deliciosas y mucha información para tener en cuenta.
      un beso

      Eliminar
  5. Muchas gracias por sus comentarios, los leo todos y aunque muchas veces no alcanzo a responderlos todos, sepan que los apreció montones y de igual manera aprecio mucho el tiempo que dedican al pasar por este lugar.
    Siempre bienvenid@s,

    Gracias Totales!!!!
    besos!!

    ResponderEliminar

Muchas gracias por visitar este rincón y dedicar un momento de tu día para pasarte por acá, lo aprecio mucho. Siempre bienvenido a este taller mágico de Poesía Culinaria. ^_^